Analisisbolsa.net/ el blog donde encontrarás contenidos teóricos y prácticos sobre el funcionamiento de la bolsa.

sábado, 28 de febrero de 2009

PER (2ª Parte)

El PER también puede interpretarse como el número de veces que el precio de la acción es mayor que el beneficio por acción. Por lo tanto, cuando el PER sea alto, el precio de la acción está caro y viceversa. Según esto, el inversionista debería comprar cuando el PER sea bajo y vender cuando el PER sea alto.
¿Cuándo un PER es alto y cuándo bajo?
Un mismo valor del ratio puede ser alto para una empresa y bajo para otra. Sin embargo se pueden utilizar algunas referencias para valorar el nivel del PER:
a) Comparar con el PER histórico de la acción.
b) Comparar con el PER medio del sector.
c) Comparar con el tipo de interés del mercado. Un PER con valor 20 indica una rentabilidad implicita del 5% (1/20). Esta rentabilidad se podría comparar con el tipo de interés de la Deuda Pública. Puesto que en renta variable el riesgo asumido es mayor que en renta fija, al comparar la rentabilidad implicita de la acción con el tipo de interés de la Deuda Púbica ésta primera debe ser mayor. Si la diferencia es lógica, la acción está bien valorada, si es pequeña la acción está cara, si es excesiva la acción está barata. Pueden hacerse comparaciones de como ha ido evolucionando historicamente esta diferencia.

Sin embargo, este ratio tiene otra lectura que consiste en que un PER alto significa que los accionistas están dispuesto a pagar mucho por la acción porque esperan que los beneficios de la empresa crezcan sustancialmente en el futuro, y un PER bajo significa que los accionistas pagan poco por la acción porque no esperan que los beneficios de la emrpesa crezcan demasiado.
Imaginemos que la cotización de una acción es de 10 euros y el beneficio por acción es de 0,1 euro. El PER será de 100. Este PER es muy elevado, pero si el beneficio por acción estimado para el próximo año es de 0,2, el PER de la inversión se reducirá al valor 50.
Por lo tanto, en esta otra lectura del PER la interpretación sería que se compra a un PER elevado anticipando un fuerte crecimiento en los beneficios que rebajará el ratio en el futuro.
¿Y por qué no esperar y comprar el próximo año cuando el PER se haya reducido?. La respuesta es bastante simple, dada la espectativa de crecimiento de los beneficios de la empresa, si esperamos al próximo año, probablemente la cotización de la acción ya no sea de 10 euros, sino que será más elevada.

Post Relacionados por categorias


No hay comentarios: